La transición energética y la producción de energía limpia es una realidad en Barranquilla. El proyecto, liderado por el alcalde Jaime Pumarejo, contempla el suministro de energía verde en colegios y otras instalaciones públicas.
 
Con la iniciativa de paneles solares, la ciudad se alinea con los Objetivos de Desarrollo Sostenible, ODS, de reducir en 51 % las emisiones de gases efecto invernadero para el año 2030 y Barranquilla se ratifica como la ciudad pionera en la transformación y producción de energía limpia, uno de los pilares del Plan de Desarrollo 2020-2023 ‘Soy Barranquilla’.
 
El proyecto, que tendrá una vigencia de 25 años, permitirá ahorros en la facturación, la generación de 500 empleos verdes y la reducción de 23.000 toneladas de gases de efecto invernadero.
 
En palabras de Pumarejo, en Barranquilla le estamos apostando a las energías renovables: “En todos los edificios públicos van a ser instalados paneles solares para autogenerar y vamos a hacer dos granjas solares para compensar el alumbrado público y para empezar a venderle a la red interconectada. Es un buen negocio y Barranquilla se asoció con empresas internacionales para hacerlo”.
 
Avances en energías renovables 
 
Continuando con el cronograma de actividades en el marco del programa de energías renovables de la Alcaldía de Barranquilla, K-yena S.A.S. ha iniciado la implementación de los proyectos para la producción de energías limpias.
 
En el primero, el proyecto de autogeneración a pequeña escala comenzó la instalación de módulos, estructuras, canaletas y cableado en las primeras edificaciones, así como la inscripción ante el operador de red de los proyectos y la normalización de medida.
 
Previamente, se cumplió la primera fase, en la que se realizó el levantamiento técnico de las cubiertas y sistemas eléctricos que serán intervenidos, previo al proceso de adecuación y normalización de las edificaciones seleccionadas junto con el análisis técnico – económico de los proyectos.
 
La autogeneración a pequeña escala beneficiará a los edificios públicos, como colegios y otros, con más de 10.000 paneles solares, que permitirán ahorrar hasta un 25 % de energía y reducir aproximadamente 10 millones kg de dióxido de carbono al año.
 
“Es la apuesta de nuestra ciudad para salvaguardar nuestro medio ambiente y planificar con una hoja de ruta a mediano y largo plazo en beneficio de las generaciones futuras”, estimó el mandatario de los barranquilleros.
 


Parque solar a gran escala
 
El segundo gran proyecto de autogeneración contempla la instalación de más de 20.000 paneles solares, para suministrar la energía que permitirá el funcionamiento de todo el alumbrado público de la ciudad y la venta de excedentes de energía a la red interconectada, mediante la generación de más de 10 megavatios.
 
Proyecto parque eólico
 
El proyecto piloto de parque eólico costa afuera será, a mediano plazo, el impulso que convertirá a Barranquilla en líder en Latinoamérica en la transición energética.
 
La Alcaldía de Barranquilla continúa a la espera de que el Gobierno nacional abra la subasta de las zonas eólicas costa afuera para participar con Copenhagen Infrastructure Partners (CIP), socio experto en la modernización de la industria eólica marina, y pedir una zona en la que se puedan producir los primeros 350 megavatios de energía eólica offshore, aprovechando las velocidades de entre 9 y 13 metros de viento a los que está expuesta la ciudad en su zona costera, para reducir el costo de la energía que consumen los barranquilleros.
 
Recordemos que Barranquilla hace parte del World Energy Cities Partnership y del World Energy Council, y que estas apuestas le permitirán a la ciudad enfocarse en el desarrollo de los proyectos de recuperación ambiental y desarrollo sostenible que nos sigan proyectando como la primera biodiverciudad de Colombia.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *